¡Descarga la app!

Accede a más contenido como este.

Guiando a las Generaciones del Futuro

Construyamos un camino a seguir para que las bendiciones sean eternas. Explora en los siguientes versículos el camino para alcanzar la luz de tu ser interior.

Publicidad


“Solamente guardad cuidadosamente el mandamiento y la ley que Moisés, siervo del Señor, os mandó, de amar al Señor vuestro Dios, andar en todos sus caminos, guardar sus mandamientos y de allegarse a Él y servirle con todo vuestro corazón y con toda vuestra alma.” Josué 22:5

Hablar a las nuevas generaciones sobre Dios no es solo un deber, sino una oportunidad para transformar sus vidas a través de la comprensión de Jesús como modelo a seguir. Encontrar maneras de acercar a los jóvenes a la palabra del Señor puede ser más sencillo de lo que pensamos, especialmente cuando comenzamos a percibir a Dios no solo como una deidad lejana, sino como una figura cercana y comprensible.


Un Dios, Pero Una Persona

Desde la infancia, la imagen de Dios a menudo se presenta de manera majestuosa y abstracta. Las ilustraciones en las Biblias y las representaciones en los templos, aunque llenas de arte, pueden resultar distantes para las nuevas generaciones. Presentar a Dios de una manera más humana y accesible es clave para establecer una conexión genuina con Cristo. Esta perspectiva más terrenal puede facilitar que los jóvenes se identifiquen y se acerquen a la enseñanza del Señor.

Publicidad


“Porque yo lo he escogido para que mande a sus hijos y a su casa después de él que guarden el camino del Señor, haciendo justicia y juicio, para que el Señor cumpla en Abraham todo lo que Él ha dicho acerca de él.” Génesis 18:19


Un Líder Nato

La cantidad de seguidores que Jesús tenía no era insignificante, y es esencial recordar quiénes eran: principalmente personas marginadas y empobrecidas. Jesús lideraba a aquellos que la sociedad había olvidado, ofreciéndoles esperanza y asegurándoles que también tenían un lugar en el reino de Dios. Destacar la naturaleza inclusiva y líder de Jesús puede motivar a las nuevas generaciones a liderar con compasión y amor.

Publicidad


“Y ahora, Israel, ¿qué requiere de ti el Señor tu Dios, sino que temas al Señor tu Dios, que andes en todos sus caminos, que le ames y que sirvas al Señor tu Dios con todo tu corazón y con toda tu alma, y que guardes los mandamientos del Señor y sus estatutos que yo te ordeno hoy para tu bien?” Deuteronomio 10:12-13


Una Persona de Pensamiento Diferente

Jesucristo fue un revolucionario en el sentido más profundo. Desafió los dogmas y las normas establecidas en una época de violencia y opresión. Su mensaje de amor y compasión contradecía los valores de poder predominantes en ese momento. Al destacar esta faceta revolucionaria de Cristo, podemos inspirar a las nuevas generaciones a desafiar las injusticias y a abrazar un camino de amor y solidaridad.


“Pero a ese profeta o a ese soñador de sueños se le dará muerte, por cuanto ha aconsejado rebelión contra el Señor tu Dios que te sacó de la tierra de Egipto y te redimió de casa de servidumbre, para apartarte del camino en el cual el Señor tu Dios te mandó andar. Así quitarás el mal de en medio de ti.” Deuteronomio 13:5


Un Héroe

Jesús no solo predicaba con palabras, sino que también actuaba de acuerdo con Sus enseñanzas, incluso cuando eso significaba arriesgar Su propia vida. Este acto heroico de entregarse por la salvación de la humanidad revela la grandeza y la valentía de Dios. Presentar a Jesús como un héroe que sacrificó todo por amor puede resaltar la profundidad del mensaje divino.

Todo en la enseñanza de Jesús se reduce al amor. Su mensaje fundamental es que nada es posible sin amor. Este mensaje ha perdurado a lo largo del tiempo y continúa circulando, llegando a las nuevas generaciones.

Transmitir este amor divino es esencial para guiar a los jóvenes en su viaje espiritual y para que entiendan que el amor es el fundamento de la fe cristiana. Enseñar a las nuevas generaciones a amar como Jesús amó es preparar el camino para un futuro lleno de gracia y compasión.




Versículo diario:


Artículos anteriores

Tomando Ejemplos en la Vida

Erradica la Ansiedad de tus Días

Cambiando la Vida Rutinaria

La Paciencia: Una Base Única