¿Dios en las redes sociales?

En estos tiempos que corren es importante actualizarse y llegar cada vez a más personas, es por eso que debemos utilizar las redes sociales en nuestro favor, por la causa de Dios. Conoce el modo de utilizar estos canales para ayudar a quienes más lo necesiten.

Publicidad

“No hay duda de que es grande el misterio de nuestra Fe: Él se manifestó como hombre; fue vindicado por el Espíritu, visto por los ángeles, proclamado entre las naciones, creído en el mundo, recibido en la gloria.” Timoteo 3:16

Publicar para construir. Las redes sociales tienen la característica del anonimato, cosa que puede tener sus ventajas y desventajas. Entonces, debemos ser cuidadosos con esto y usarlas para construir. Me refiero puntualmente a publicar material que contribuya al crecimiento y expansión de las personas, en vez de la crítica no constructiva que lleva a la proliferación de sentimientos negativos.

Publicidad


“Ustedes saben que no he vacilado en predicarles todo lo que les fuera de provecho, sino que les he enseñado públicamente y en las casas.” Hechos 20:20

Interacción. También es un buen espacio para la interacción con nuestros seguidores, lo que genera la confianza necesaria para fomentar una relación basada en el amor mutuo por Cristo y que también es campo fértil para pedir consejos y abrirse al prójimo.

Publicidad


“Pedro tomó la palabra, y dijo: ―Ahora comprendo que en realidad para Dios no hay favoritismos, sino que en toda nación Él ve con agrado a los que le temen y actúan con justicia.” Hechos 10:34-35

Crear grupos. Una interesante propuesta de las redes es la posibilidad de crear grupos donde los participantes comparten los mismos intereses. Esto es sumamente positivo y es algo que debemos usar en nuestro favor, donde podemos desde intercambiar información hasta apoyarse mutuamente cuando sea necesario, para lo cual es importante también ver a los grupos como redes de contención a los que podemos recurrir.


“Pero ustedes son linaje escogido, real sacerdocio, nación santa, pueblo que pertenece a Dios, para que proclamen las obras maravillosas de aquel que los llamó de las tinieblas a su luz admirable.” Pedro 2:9

Considéralas como lo que son: Herramientas. Las redes sociales deben servirnos a nosotros en vez de esclavizarnos, por eso es nuestro deber utilizarlas para propósitos puntuales como ser para que el mensaje de Dios llegue a más personas, para acercar distancias en puntos alejados, o bien para contarle acerca de Dios a aquellos que todavía no le conocen.


“Predica la Palabra; persiste en hacerlo, sea o no sea oportuno; corrige, reprende y anima con mucha paciencia, sin dejar de enseñar.” Timoteo 4:2

Transmitir EL mensaje. Sabemos que el mensaje es uno sólo: el de amarnos los unos a los otros. Sin embargo, recordemos que podemos encontrarlo en muchos lugares. La Santa Biblia es uno de ellos, pero a decir verdad, hay mucha gente -sobre todo las generaciones más jóvenes- a la que se puede llegar más fácilmente mediante las redes sociales. De esta manera estaremos mostrando una faceta más actualizada de Dios, obteniendo resultados asombrosos.




Artículos anteriores

Sigue el camino de la sanación

Ella siempre estará contigo

Mayo: El mes de la ayuda humanitaria

¿Las Emociones Guían Nuestras Vidas?