¡Descarga la app!

Accede a más contenido como este.

Creando Energía Positiva

En ciertos contextos y momentos de la vida debemos reforzar algunos conceptos e ideas sobre la atracción positiva, la esperanza y nuestro entorno de vida. Explora en el siguiente artículo el modo de atraer siempre energía positiva.

Publicidad


¿Cómo que si puedo? Para el que cree, todo es posible.“ Marcos 9:23

Sin saber dónde vivirás, cómo estarás en el futuro ni qué te deparará el camino del Señor, tendrás que ponerle un enfoque a tu presente. Tu actualidad es la que realmente importa para poder construir un futuro venidero para tí y para todas las personas importantes que te rodean. Tu familia, tus vínculos más estrechos, las amistades, tu entorno laboral y profesional. Obviamente deberás ampliar tu mirada y tu entendimiento hacia tu Padre Celestial, ya que en Él, podremos encontrar muchas veces refugio y respuestas de esperanza.

Publicidad


“Todo tiene su momento oportuno; hay un tiempo para todo lo que se hace bajo el Cielo.” Eclesiastés 3:1

Por mucho tiempo, y en diversas circunstancias, los pensamientos, y todo nuestro accionar queda teñido de algún enojo. Mucha energía negativa y falta de Fe y esperanza pueden ser una combinación muy explosiva.

Intentando tener en cuenta esta premisa, tienes que aprender a desactivarte en este tipo de momentos y situaciones. Para cada ser podrá ser distinto: quizás sea un rato de oración, o más bien, para conectarte con el Espíritu Santo, del modo que consideres. Para otras personas será el momento de reafirmar su esperanza, consultando la Biblia o simplemente, intentando recordar algún pasaje o versículo que ilumine su momento.


Publicidad


Muchas son, Señor, Dios mío, las maravillas que tú has hecho, y muchos tus designios para con nosotros; nadie hay que se compare contigo; si los anunciara, y hablara de ellos, no podrían ser enumerados.” Salmos 40:5

No debemos bajar los brazos, ni desconfiar de las ayudas que recibamos. Muchas veces el Señor envía emisarios que se encuentran en nuestro camino para darnos la mano. Para enseñarnos que no estamos sólos ni sólas. Que debemos mirar a los ojos de las otras personas en necesidad y comprender que nosotros somos ricos, que tenemos amor en abundancia y que debemos poder superar la adversidad o el mal momento.


Hay un grave mal que he visto debajo del sol; las riquezas guardadas por sus dueños para su propio mal; Las cuales se pierden en malas ocupaciones, y a los hijos que engendraron nada les queda en la mano” Eclesiastés 5:13-14

Busca respuestas en la conexión con el Espíritu Santo. Recrea un momento del día para despejar tus dudas e incertidumbres orando y conectando con la Palabra del Señor. Acude a la Biblia o a los versículos que más te ayuden a encaminar tu camino hacia la luz. Conversa y comparte tus inquietudes con tus amigos, amigas, seres queridos y familiares más cercanos. Probablemente puedan acercarte algún ejemplo o testimonio que logre darte ese impulso necesario para ponerte de pie y dar ese salto de Fe.


“Toda Escritura es inspirada por Dios y útil para enseñar, para reprender, para corregir, para instruir en justicia, a fin de que el hombre de Dios sea perfecto, equipado para toda buena obra.” 2 Timoteo 3:16-17 

Puedes y debes atraer esas respuestas, esa energía positiva de renovación, ese aire de esperanza, esa calma que nutre tus pasos, tus decisiones y pensamientos. Dios se mantiene a tu lado, siempre, te pondrá a prueba, pero no te abandonará nunca. Busca un momento de tu rutina para dedicarte a tí, a tu persona y tu espiritualidad. Mereces momentos de concentración y oración, para equilibrar tus emociones. Confía siempre en tus decisiones y en quienes se acercan de buena Fe para darte su ayuda.




Artículos anteriores

Una Prueba de Fe: La Confirmación

Te Acompañará en Cada Paso

Alimento para tu Esperanza