¡Descarga la app!

Accede a más contenido como este.

Creciendo desde el Amor y el Respeto

Alimenta los pilares fundamentales que te permitirán expandir tu corazón. En el siguiente artículo te mostramos cómo hacerlo ahora mismo.

Publicidad


“a fin de que no seáis perezosos, sino imitadores de los que mediante la Fe y la paciencia heredan las promesas.” Hebreos 6:12

Si nos encontramos pasando por algún pasaje de la vida incómodo o donde no nos sentimos de la mejor manera debemos pensar ¿qué haría Jesús?

Este es un comienzo para cuando nos encontremos en circunstancias en las que nuestra paciencia llega a un fin.

Buscar ejemplo y refugio en El Señor nos ayudará a encontrar la respuesta en nuestro ser interior, siguiendo su ejemplo de amor y tolerancia.

Publicidad


“Pero la semilla en la tierra buena, éstos son los que han oído la palabra con corazón recto y bueno, y la retienen, y dan fruto con su perseverancia.” Lucas 8:15

Este tipo de revelaciones debe ser incorporada en nuestra cotidianeidad, ya que al poer ejercitar todas las virtudes con las que Nuestro Padre Celestial nos ha bendecido es algo que no debemos olvidar. Que además debemos agradecer en oración y ponerlo en práctica, forjando así nuestra Fe, nuestra esperanza ante las adversidades y la esperanza de que la Gloria del Espíritu Santo nos guiará en su senda de luz.

Publicidad


“Y no sólo esto, sino que también nos gloriamos en las tribulaciones, sabiendo que la tribulación produce paciencia; y la paciencia, carácter probado; y el carácter probado, esperanza.” Romanos 5:3-4

Poder encontrar el momento del día para conectar con Dios es fundamental también para cultivar nuestra espiritualidad. En silencio, meditando sobre lo que nos ocurre, podemos conectar con El Señor para recibir su manto de sanación, su guía y su inmensa sabiduría, la que nos mantendrá siempre en buena compañía.

También recuerda que es probable que estemos aprendiendo algo, pasando por una prueba que amerita una nueva versión nuestra.


“Por tanto, hermanos, sed pacientes hasta la venida del Señor. Mirad cómo el labrador espera el fruto precioso de la tierra, siendo paciente en ello hasta que recibe la lluvia temprana y la tardía.” Santiago 5:7

Busca el amor y el respeto poniendo la paz que hay en tu ser como escudo ante todo aquello que pueda afectarte. Encuentra en Dios la respuesta a cada pregunta que tengas. Recordemos que siguiendo el camino del Padre Celestial, encontraremos aliados, amigas, compañeros de vida y personas especiales que nos rodearán y nos guiarán para estar junto al Señor en comunión.




Versículo diario:


Artículos anteriores

Oraciones y Plegarias del mes de Julio

En La Puerta del Cielo

Registrando un Viaje Hacia tu Bienestar

Un Buen Ejemplo en la Vida